29 jun. 2011

Solo se trata de sonreír.

Las cosas cambian, con el tiempo, de a poco. Cambia nuestra manera de mirar todo lo que tenemos alrededor. Nosotros decidimos si vestir una sonrisa o una lágrima. Si ponerse lindas a la mañana simplemente para una misma, o pensar que da igual porque es una mañana más. De nosotros depende que ese día, cualquier día, quede en la historia, sea una anécdota. Si vivimos pensando en que nada va a pasar, no podemos dejar salir nuestra propia magia. Sonreí, mas aún cuando todo está oscuro, porque tu sonrisa trae luz. Desentona. Todos se van a preguntar porque sonreís. Levantate con una canción alegre y divertida, te levanta diferente. Come cosas ricas, dejá de contar las calorías. Reíte con amigos. Socializá y vas a ver cuantas personas con las que apenas cruzabas un "hola y chau", se acercan, se abren, las conocés y pueden ser grandes personas en tu vida. Es abrirse; a las experiencias, a la vida, a las oportunidades. No todo tiene que salir bien para que vos estés bien. ¡Se vos misma, en tu mejor escenario!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Las críticas siempre son buenas. Los comentarios me dan ganas de seguir escribiendo. ¡Gracias!

Mi blog.

Buscar en el Blog-.

¡Gracias por leerme...!

Enigma.